miércoles, 18 de febrero de 2015

Tarta de boniato y almendra o Pastel de Gloria


De los dulces típicos de Navidad, a mí los que más me gustan son los pasteles de Gloria.
Esta tarta está hecha partiendo de los mismos ingredientes, y su sabor es muy parecido. Últimamente se pueden encontrar boniatos (o batatas) en la mayoría de supermercados durante todo el año, así que podemos disfrutar de este dulce en cualquier momento, no solo en época de Navidad.
Me encanta esta tarta para una merienda junto a una taza de café.


1    lámina de pasta quebrada dulce (brisa)
500 gr. de boniatos o batatas
2    cucharadas de azúcar glass
1    cucharadita de canela

Crema de almendras:
140 gr. de almendras molidas
150 gr. de azúcar
1     huevo XL ( ó 2 huevos pequeños)
1     cucharada de maizena
4     cucharadas de brandy

para decorar:
        almendra laminada
        3 cuharadas de mermelada de albaricoque

Cocemos los boniatos en un recipiente apto para microondas, tapado y con un poco de agua, durante 10 minutos. Los dejamos enfriar, los pelamos y los machacamos con un tenedor..

Extendemos la pasta brisa, o quebrada, en un molde desmontable acanalado. Pinchamos ligeramente la superficie con un tenedor y lo metemos en el congelador durante 15 minutos.
Encendemos el horno a 200º, calor solo abajo.

Echamos el boniato en la batidora y lo batimos con las dos cucharadas de azúcar glass y la canela. Reservamos.
En un recipiente, mezclamos la almendra molida, el azúcar glass, el huevo batido, la maizena y el brandy. Mezclamos con una espátula hasta obtener una crema homogénea. Si fuera necesario, se le añade un poco más de brandy o agua.

Sacamos el molde del congelador y ponemos el puré de boniato en el fondo. Encima extendemos la crema de almendras. Esparcimos la almendra laminada por toda la superficie y metemos al horno durante 30 minutos. Durante los últimos 3 minutos, encendemos el grill al máximo para que se nos dore la superficie, teniendo mucho cuidado de que no se nos queme la superficie.

Cuando esté fría, la desmoldamos y pincelamos la superficie con la mermelada de albaricoque calentada en el microondas.


2 comentarios:

  1. me puedes decir porque metes la masa antes de cocinarla en el congelador ??

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Encarna, porque la masa cuando está congelada y la metes en el horno, no se deforma, es decir, no se encoje.
      Para cocer al vacío (cuando cocemos una tartaleta de masa quebrada vacía para luego rellenarla) el método para que se te quede ajustada al borde del molde y no se te encoja, es meterla al horno congelada y llena de garbanzos o alubias hasta el borde.
      En este caso no la vamos a cocer vacía, le ponemos el puré de boniato, pero si lo haces con la masa congelada, los bordes de la tarta te quedarán perfectos. No te encogerán.
      Un abrazo.

      Eliminar